¿Cómo empezar un negocio de impresión?

La incertidumbre causada por la pandemia COVID-19 ha generado que muchas personas se planteen su futuro profesional y valoren la posibilidad de crear su propio negocio.

Por si tienes en mente empezar un nuevo camino profesional en el mundo de la impresión, hemos desarrollado un breve artículo con 4 puntos clave a tener en cuenta antes de empezar.

1. ENCONTRAR TU ESPACIO DENTRO DEL SECTOR

Foto de emprendedoresroland
Los grandes negocios empiezan poco a poco, especializándose en un nicho concreto. Es por eso por lo que, en lugar de tratar de ofrecer todos los servicios posibles, es más fácil si te centras en satisfacer una necesidad concreta. Hay muchos subsectores diferentes: por ejemplo, la impresión de libros o revistas, packaging, material corporativo, personalización de regalos, etc.

Investiga el mercado y la competencia para conocer qué es lo que hacen y como lo hacen. Una vez que determines lo que quieres imprimir, investiga las empresas de impresión que actualmente se encuentran dentro de este nicho. Visita los sitios web de estos negocios de impresión y aprende todo lo que puedas sobre ellos para averiguar qué servicios ofrecen y qué no. Elabora un plan de negocio que incluya todos los puntos clave, así como la misión de tu empresa, el público objetivo, el plan de financiación, el plan de marketing, la logística, etc. Investiga todas las formas en las que puedes ofrecer tu servicio y como puedes mejorarlo.

Para poder decidir estos puntos, antes es imprescindible que te familiarices con los estándares del sector, así como, por ejemplo, los conceptos relacionados con la calidad y la reproducción del color. Puedes especializarte en ofrecer impresiones de alta calidad con una reproducción exacta de los colores requeridos por el cliente, como por ejemplo en el caso de la impresión de catálogos y otros materiales corporativos, en el que conseguir el color preciso de la marca es clave para la satisfacción del cliente. También existe la posibilidad de imprimir artículos sorprendentes, con buena calidad, pero en los que la reproducción del color no es un factor determinante.

Estos factores, serán claves para el siguiente punto, elegir la mejor tecnología para lo que quieras imprimir.

2. ENCONTRAR LA MEJOR TECNOLOGÍA PARA TU NEGOCIO

Al investigar a la competencia, también analiza el equipo de impresión que utilizan. Te recomendamos adquirir un equipo que ofrezca la más alta calidad para tu nicho y que sea asequible para tu inversión inicial. Recuerda que comprar el equipo equivocado tendrá una repercusión inmediata para tu negocio.

¿Qué necesitas para empezar a imprimir?
• Un ordenador de sobremesa
• Un software de diseño
• Una impresora digital

¿Cómo elegir la mejor impresora para tu empresa?
• Ten en cuenta la reputación de la marca: ¿Es una marca que tiene una larga trayectoria? ¿Qué opinan sus usuarios?
• Analiza el servicio de atención al cliente: es importante que el fabricante que elijas pueda asesorarte en todo momento, ofreciendo una buena comunicación y formación constante.
• Ten en cuenta el precio, pero no sacrifiques la calidad de tus proyectos por comprar el equipo más económico. Si la calidad es inferior a la que esperan tus clientes, tendrá una mala repercusión para tu negocio.
• ¿Cuál será el volumen y tamaño de producción? ¿Vas a imprimir tiradas cortas de pegatinas o grandes rótulos? Dependiendo de lo que imprimas necesitarás un equipo u otro.
• ¿Dispone de algún software RIP incluido? Para que su impresora se comunique con su ordenador, necesita un programa especial. La mayoría de impresoras se suministran con un driver, pero los sistemas de gran formato como los de Roland incluyen un RIP, un software especial que le ayudará a gestionar el proceso de impresión de manera intuitiva.

3. OFRECE PRODUCTOS DE CALIDAD QUE APORTEN VALOR AÑADIDO
No pongas limites a tu negocio. Además de ofrecer rótulos, pegatinas, packaging, transfers textiles de la más alta calidad, también puedes ofrecer elementos complementarios que aporten valor añadido al servicio. Por ejemplo, si eres una imprenta dedicada a la impresión de material corporativo como catálogos, puedes ofrecer portacatálogos a tus clientes para facilitarles la vida y para buscar nuevas vías de negocio.

Imagen de aplicaciones de emprendedores

4. PROMOCIONA TUS SERVICIOS

Una vez que hayas empezado la aventura emprendedora, corre la voz para atraer nuevos clientes. Contacta con tu Cámara de Comercio local, patrocina eventos, publica anuncios, etc. No olvides promocionarte a través de los canales online: crea una página web que tenga un buen posicionamiento en buscadores, utiliza las redes sociales, publica anuncios online, participa foros del sector, etc.

A lo largo de nuestra trayectoria, en Roland DG hemos impulsado a múltiples emprendedores en su camino hacia el éxito y es por ello por lo que sabemos que empezar con unas bases sólidas determinaran gran parte de la viabilidad futura.

Si quieres empezar un negocio de impresión, y tienes dudas sobre el equipo que mejor se adapta a tus necesidades, contacta con nosotros a través del siguiente formulario. Tenemos la tecnología que necesitas.